Recomendaciones del calzado laboral II

Especial Hostelería

Como prometimos, continuamos hablando de los consejos que nos proporciona la “Guía de recomendaciones para la selección de calzado laboral ergonómico”. Dedicaremos esta entrada a los zapatos más adecuados para los profesionales de la hostelería, tales como los camareros, cocineros o maîtres.

Recomendaciones del calzado laboral II. Especial Hostelería

Algunos trabajadores de este sector tienen que permanecer de pie mucho tiempo (como los empleados de los mostradores) o no dejan de correr de aquí para allá para atender todos nuestros pedidos a tiempo, como los camareros. Si el establecimiento tiene terraza, entran y salen cada dos por tres, y si encima pisan suelo mojado (recién fregado, lluvia…) pueden sufrir algún que otro resbalón.

Todo ello conlleva que hagan movimientos o posturas con las que fuerzan el cuerpo; en el momento no se suele dar importancia a los pequeños dolores, pero a largo plazo pueden acarrear “la aparición de molestias en la espalda y sobrecarga de la planta del pie, hinchazón y fatiga”.

Recomendaciones del calzado laboral II. Especial Hostelería - Molestias en la espalda

¿Qué requisitos técnicos y ergonómicos se deben exigir al calzado para garantizar su adecuación a la actividad hostelera?

Consultemos la Guía:

  • La horma del calzado debe ser ancha para permitir una correcta adaptación al calzado, ya que el pie cambia con cada movimiento y necesita espacio para mantener la comodidad. Debe permitir también la torsión longitudinal. Esto también se consigue con un material de corte flexible.

  • Para mejorar la estabilidad, establecen que “la anchura posterior del calzado y la del tacón en contacto con el suelo deben ser iguales para proporcionar una base estable y reducir los impactos en el talón del pie”. Consulta el catálogo de Zapatos de Azafata y elije el tacón que más se ajuste a tu trabajo.

  • El problema de las sobrecargas en los pies y las molestias en la espalda se soluciona distribuyendo las presiones en la carga del pie mediante el uso de suelas que no sean demasiado duras y plantillas viscoelásticas en la parte del talón. Nuestras plantillas cumplen estos requisitos: son acolchadas en la parte trasera y transpirables para evitar que la humedad se acumule en el interior del calzado. Esto garantiza la comodidad que los expertos nos aconsejan y una mayor durabilidad. ¿Las ha probado ya?

  • Los expertos de esta Guía han determinado que “el calzado está continuamente sometido a movimientos repetitivos y a la presencia de contaminantes que van desgastando y degradando el material”, de modo que el empeine, la puntera y la suela son las zonas más afectadas. ¿Cómo evitarlo? Reforzando la puntera y el empeine.

  • Un tipo de calzado idóneo para los cocineros son los zuecos de goma: tienen un corte liso, son fáciles de limpiar y la tira trasera y talón con forma de cazoleta permiten asentar el pie. Así, estos profesionales de la hostelería realizarán su trabajo sin tener que preocuparse por sus pies (ni por que se les escurran los zapatos, ¡que más de una vez nos ha pasado por ir con prisas!).

  • Si trabajas en el sector o conoces a alguien vinculado al mismo, replantéate si sigues estos consejos: en el trabajo conviene estar pendientes de las tareas, no de los dolores que éstas nos provocan.

    Recordad que podéis acceder a la “Guía de recomendaciones para la selección de calzado laboral ergonómicoen nuestro anterior post dedicado en especial a las azafatas. ¡No dudéis en consultarnos cualquier duda!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *